Ir al contenido principal

Entradas

Destacados

Relajarse cuando no hay tiempo

¿Nunca has pensado: "24 horas se me quedan cortas"? Yo muchas veces, y a veces, por priorizar, termino olvidando que también necesito descansar y desconectar. Duermes y cuando te despiertas parece una continuación del día anterior. No has parado, no has reiniciado. Y todo se hace cuesta arriba.


Necesitamos hacer esta parada para realmente comenzar cada día como uno nuevo, a estrenar. Te dejo algunas de las cosas que hago cuando necesito ese momento para mí y mi mundo.

Escribir Me relaja muchísimo, saco muchas frustraciones y hablo de todo aquello que quiero hablar. Ya he hablado de ello anteriormente en el blog.
Leer Pocas hojas, un capítulo. Lo malo es que te enganche mucho, pero siempre que puedas dejarlo a tiempo será una de las mejores desconexiones. Personalmente, la lectura me traslada y me deja la sensación de estar en otro lugar, un lugar que normalmente sueles apreciar y valorar. Yo me voy a dormir con la sensación de que mañana despertaré en un sitio muy interesante…

Entradas más recientes

Mi maquillaje hoy

De mí, algunas rarezas

Metas para diciembre 2017

Aplicaciones sin las que no puedo vivir

Y ahora, ¿qué?

Compras en Primark

Ser estudiante y sobrevivir a ello

Lista de deseos de iHerb

Cuando decidí sonreír

¿Qué escribo en mi diario?